Horóscopo Acuario 2019

El ingreso de Urano en Acuario, el día 13 de enero, será un hecho fundamental en la vida de los Aguadores, ya que contarán con la presencia de su regente sobre el Sol. Acuario es el signo zodiacal en el que Urano se siente más a gusto y en el que se exaltan sus aptitudes y atributos. Particularmente, para los Acuario este tránsito redundará en cambios y crecimiento.

Pero, como para los seres humanos todo cambio está asociado con alguna crisis de identidad, no siempre será sencillo para estos nativos aprovechar plenamente las oportunidades que se les presenten durante esta etapa colmada de imprevistos. La originalidad, la inventiva y la creatividad serán los motores que impulsarán a los hijos de Urano a partir de este año.

También, durante las primeras semanas de enero Júpiter ingresará en Capricornio y, por lo tanto, en la Casa XII de Acuario. Esta presencia señala una tendencia hacia la búsqueda de la verdad individual, por eso la fe y la confianza estarán presentes en cada acto del acuariano.

Para los momentos críticos que atraviese, va a sostenerlos una profunda comprensión sobre la trascendencia de la vida. Esta posición de Júpiter favorecerá en gran medida las curaciones y será fuente de inspiración para los artistas y los científicos del signo.

En abril, Saturno hará su ingreso en Aries y, en consecuencia, en la Casa III de Acuario. Esta importante presencia permitirá a los Aguadores ordenarse mentalmente y estructurar su pensamiento. Se sentirán incomprendidos en ocasiones y silenciosos en otras. A partir de esta fecha, el año de estudios resultará algo dificultoso aunque igualmente fructífero. Esta posición de Saturno los estará invitando a cultivar las bondades de una mentalidad más sólida.

Plutón en Sagitario en la Casa XI estará acompañando el proceso de cambios que propone Urano. Las amistades jugarán un papel importante en este proceso, ya sea por discutir a veces con los amigos o por dejar de pertenecer a un grupo ya establecido. Surgirán buenos amigos poderosos o aliados con el poder.

En el fondo, lo que Plutón pondrá de manifiesto con este emplazamiento será la crisis de ideales que sufrirán los acuarianos. Aquellas cosas por las cuales lucharon toda la vida, hasta aquí, dejarán de tener sentido. Será un año diferente a todos los vividos, completamente renovador y vivificante.

En el amor no será una etapa precisamente sencilla para los acuarianos, ya que muchos vínculos llegarán a su fin, sobre todo si la pareja no sabe respetar las necesidades personales del Aguador. Un imperioso deseo de romper ataduras y descubrir nuevos caminos para satisfacer sus inquietudes intelectuales, llevarán a los nativos de Acuario a alejarse emocionalmente de quienes lo rodean.

Sin embargo, si el compañero sabe dejarlo en libertad y no presionarlo, dedicándose él mismo a cultivar su mente y a desarrollarse en la profesión, no habrá necesidad de enfrentamientos ni separaciones.

Para un acuariano nada es tan valioso como el compañerismo y la amistad, ni siquiera una pasión ardiente puede ser más importante que el estrecho vínculo de complicidad y comprensión que se establece con quien respeta su personalidad tan poco convencional y en esta etapa, más que nunca Acuario buscará encontrarse con alguien que le ofrezca este tipo de afecto, tan cálido y desapegado a la vez.

De no encontrar quien esté a su lado bajo estas condiciones, el nativo elegirá la soledad, sin demasiado sufrimiento de su parte, ya que las emociones intensas y desgarradoras no son propias de su modo de ser. Pero nada deseará tanto Acuario durante este año como hallar su otra mitad y que responda a su ideal.

Lo positivo y negativo de 2019 para Acuario

Predicciones 2019